lunes, 30 de diciembre de 2013

Enredos


Como todo en la vida, cuando empiezas algo nunca sabes cómo va a terminar.
Lo puedes intuir, pero hay veces que el resultado es tan sorprendente que ni tú das crédito.

Mi 2013 ha sido un año que no creo que olvide nunca.
De los que van subrayados con rotulador fosforito.



Ha habido de todo!!!
Amor, odio, rabia, miedo, incertidumbre, satisfacción, crecimiento personal, risas, ansiedad, éxito, fracasos….

TODO para llegar a un punto en el que estoy entera, satisfecha y contenta.

Lastres fuera, recuperación del centro y sobre todo mucho amor por parte de las personas que tengo cerca.

Mis bailarines, mi familia, mis amigos, mis amantes, mi gata, mis chats de wthasapp, mi profe, mi psicóloga,….

Todos habéis hecho q coja carrerilla y como el ave fénix, haya resurgido entre mis cenizas.
Vuelvo a emanar esa luz que tanto atrae a las polillas.
Aunque ahora soy mucho más fuerte y poderosa, porque tengo Polil.




GRACIAS DE CORAZÓN a todos.
Gracias por escucharme, por cogerme de la mano cuando me he perdido, por apoyar mis locuras, por potenciar mi talento, por animarme a levantar el culo del suelo, por hacerme reír a carcajadas mientras me asfixiaba el peso del universo, por las acogidas en casa a altas horas de la madrugada,…
Por ser parte de mi vida.

El resto, va directo a la papelera.
- ¿Desea conservar los archivos?
- No

FUERA LO VIEJO.

DENTRO LO NUEVO.



lunes, 16 de diciembre de 2013

Puzzles





Cuando era pequeña nunca sentí gran atracción por los puzzles.
Ahora que soy mayor sí.

Piezas que me encajan, piezas que no encuentro y piezas que me sobran.

Pero la pieza y piedra angular de todo mi puzzle, soy yo.

y hablando de piezas....




Para finalizar, deciros que he descubierto una banda que me tiene enganchadísima.... TRUE WIDOW.









martes, 3 de diciembre de 2013

Rayando limones

Hoy he tenido un día muy desdichado.
Todas las cosas que he intentado hacer, han salido al contrario de como yo quería.
Negatividad y pesimismo en todo lo alto.

De camino a mi clase de danza, he parado frente al escaparate de una librería antigua en la calle Hortaleza. El título y la foto de uno de sus libros me ha llamado la atención.
“La insólita amargura del pastel de limón”




Me he quedado mirándolo unos minutos y sin pensar mucho más, he pasado dentro y le he preguntado al amable tendero que si por favor me podía enseñar uno de los libros del escaparate.

Mientras esperaba dentro, me he fijado en lo mucho que me recordaba esa librería a la de la película de “la Bella y la Bestia” en la que Bella deja su libro alquilado y pregunta si han llegado libros nuevos.

Total, que mi querido tendero a aparecido con el libro que me había gustado en la mano.
Sin leer ni de qué trataba he decidido llevármelo.

-¿Le puedo pagar con tarjeta?, le pregunto.
-No llegas al mínimo para pagar con tarjeta.
-Pues ahora vuelvo. Voy al cajero, saco dinero y se lo traigo.
-No hace falta. Ya me lo pagarás cuando puedas.

Me he quedado entre incómoda y sorprendida.
No quería llevármelo así. No sé el motivo, pero es lo que he sentido.
Y entonces, el señor tendero me ha mirado a los ojos y me ha dicho:
- De verdad, no te preocupes.

Automáticamente me he sentido mejor. He pensado que era una señal.
Igual no es el libro de la historia interminable, pero sinceramente, si lo fuese, hoy sería arrasada por La Nada. Así que prefiero que sea algo más ligero.

Cuando me he marchado, he leído el resumen que viene al dorso del libro y la historia trata de una niña de 9 años que adivina a través de los alimentos el estado anímico del que los ha cocinado.
Un cuento para adultos. Seguramente con moraleja.

Para finalizar el día, he vuelto a casa caminando envuelta en este frío que nos acompaña estos días. Despejando mis ideas, me he topado con este precioso carrusel en medio de los jardines de Oriente.



No había nadie. Estaba apagado.
Y mientras lo observaba, me he fijado en lo mucho que brillan las estrellas cuando hace frío.


Me voy a la cama para empezar mi aventura con los limones, y mañana pienso hacerle unas magdalenas al señor de la librería, por si puede saborear el agradecimiento y el calor que me ha hecho sentir él a mí esta tarde.

http://www.youtube.com/watch?v=GvEfUf1Ux20



miércoles, 27 de noviembre de 2013

Llámame loca otra vez, por favor....






"Brindemos por los locos, por los inadaptados, por los rebeldes, por los alborotadores, por los que no encajan, por los que ven las cosas de manera diferente. 
No les gustan las reglas y no respetan lo establecido. 
Los puedes citar, no estar de acuerdo con ellos, glorificarlos o despreciarlos. 
Pero lo único que no puedes hacer es ignorarlos. Porque cambian las cosas. Empujan adelante la raza humana. 
Y mientras algunos los vean como locos, nosotros vemos su genialidad. Porque aquellos que están lo suficientemente locos para pensar que se puede cambiar el mundo, son los que lo hacen."
Jack Kerouac
Geniales Foals!

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Entrevista con el vampiro

Johnny Toss es un poeta que plasma su poesía sobre celulosa.
Johnny Toss es un fotógrafo de los que capta el momento, no de los que lo preparan para capturarlo.
Poemas escritos con tinta e ilustrados con fotografías reveladas.

Una noche coincidí con él de borrachera y le comenté lo mucho que me recordaba a un vampiro.
Por su elegancia, por lo seductor que es y porque sólo le veía cuando caía el sol.
A él le hizo gracia y yo decidí entrevistarle.

Bienvenidos a mi entrevista con el vampiro…..


Me encuentro con Juan Tosina, más conocido como Johnny Toss, en una bar en la calle Pez llamado Adam & van eekelen.
Es un local con dos plantas en el que parece que te has trasladado a un salón victoriano.
Veo a Johnny Toss sentado en una mesa, con su libreta y ataviado con una preciosa camisa blanca con chorreras.
- He pensado que era muy adecuada para hacer de vampiro esta noche.
- Estás perfecto.

Después de pedirnos nuestras respectivas bebidas me dispongo a comenzar el interrogatorio….

¿Con cuál de todas las cosas que haces te sientes más identificado?
Depende de cómo me levante ese día. Unos días digo que soy fotógrafo, otros días digo que soy poeta y otros días digo que soy diseñador gráfico. Y otros días digo que simplemente estoy.
Me gustan mucho tus fotógrafías ¿Tiras en analógico?
En analógico y en digital.
¿Y has hecho alguna exposición?
Sí. He hecho ya 2 en las cuales he mezclado trabajos en analógico y en digital.

Se bebe de dos tragos su vodka con zumo de naranja, destornillador en toda regla y continuamos…

Eres un artista atemporal dentro de una era digital. Tus Poemas pueden ser vistos gracias a tu blog “Barboridades”.
¿Cómo enfocas el depender de internet para difundir tu trabajo?
Sólo dependo de la electricidad. Si no hay electricidad no hay internet.
Barboridades es un lugar en el que cuelgo mis poemas pero son vistos por 6 o 7 personas como mucho y normalmente son colegas a los que les gusta lo que hago. De hecho creo que leen más personas mis poemas cuando los cuelgo en Instagram que en “Barboridades”.

¿Eres bloguero?
NO. Barboridades es sólo una nube digital donde cuelgo mis poemas para que estén ahí e imagínate que el día de mañana me muero, para que alguien diga “mira los poemas que escribía Johnny”

Venía pensando de camino que eres el Bécquer de las hipsters. ¿Cómo lo ves?
Ja! El Becquer de las hipsters!..... Soy un caradura en toda regla, sí. Risas…..

¿Conquistas con tu poesía?
Desde que tengo 24 o 25 años, aunque escribía ya de antes,  fue cuando  empecé a utilizar la poesía para conquistar a mujeres, sí.
He conocido a grandes mujeres gracias a la poesía aunque también me han odiado otras muchas.

¿Te has planteado escribir un libro?
Si, la verdad es que sí. Llevo años dándole vueltas para publicar un poemario, pero nadie me hace caso. Risas.
También creo que lo que escribo ahora es radicalmente distinto a lo que escribía con veintipico años, que sí era un “Bécquer de las hipsters” y mi poesía se basaba exclusivamente en el amor. Me he dado cuenta que me desenvuelvo mucho mejor en el lodo que en el amor. Mi lado oscuro se ha comido por completo a mi lado luminoso.

¿Te consideras una persona narcisista?
En algunos aspectos sí, pero en otros creo que soy más hippie que Bob Marley.

RISASSSS

Johnny Toss ¿cómo es la vida de un vampiro desde que se levanta hasta que se acuesta? 
Si quieres te cuento mi último fin de semana.
Perfecto.
Me levanté el lunes o el martes, aun no recuerdo muy bien porque fue un fin de semana un tanto radical, y amanecía escuchando “Cold blows the wind” de una banda que se llama Ween que no sé muy bien el tiempo que estuvo en bucle.
Entonces me levanto, decido salir a la calle a buscar trabajo, buscarme la vida. A respirar , a escribir un poema, a buscar comida…. No sé, cada día es una aventura.
 ¿Y por las noches?
Pues por las noches lo que hago es pasearme por todos los bares de Malasaña, marcándome una especie de ruta en la que por suerte o por desgracia tengo muchos amigos con bares. Lo que hago es ir a animar un poco el ambiente.
¿Eres un “damo de compañía?
Noooo, simplemente soy un tipo que crea algo de polémica, echa una bomba de humo y se va.
y ya de paso ligar ¿no?
Si por el camino puedo rescatar a alguna virgen que se quiera venir conmigo…..risas
¿Me estás mirando las tetas?
Jaaaa!!!!!!.....sí, perdona.....

Dentro de la fotografía ¿qué es lo que más te gusta retratar?
No tengo un estilo definido como la moda o similares, yo a veces miro cosas y veo fotos y cuando las veo las hago.
Vamos, que retratas lo que te inspira....
Más o menos… de hecho cuando me sale algún trabajo y me dicen el estilo de foto que quieren me salen mucho más artificiales que cuando yo hago mis fotos. Así que como decía mi profesor de la escuela, soy una prostituta del arte.


¿Cuáles son tus planes de futuro a corto plazo?
Yo ya no hago planes de futuro que no sean de aquí a media hora. ¿qué haces tú de aquí a media hora? Risas…

Johnny Toss es de esos personajes curiosos con los que te tropiezas y no es fácil no reparar en él.

En nuestro caso, nos conocimos hace 15 años cuando éramos unos niños y nos hemos vuelto a reencontrar ahora. Un momento en el que él es un vampiro y yo sigo siendo una niña.

                                   

 ¿Quién quiere un mundo perfecto?

¿Quién quiere un mundo perfecto, tan perfecto
como el primer rayo de sol entre las sábanas?
El hombre gris anhelaba verdes caminos
y su mente despierta los reflejaba cristalinos,
caminos sedientos de rectas extensas
con calzadas tan suaves como esponjosas.
¿Quién quiere mundos perfectos, tan perfectos
como esos anillos que arruinan sus dedos
y se mezclan con rascacielos hundidos en hielo
que queman las tristes raíces del desconsuelo?
Yo quiero mundos sin pretextos
dónde las rosas sufran y lloren
arruinando sus hojas de seda
marchitándose hasta alcanzar su negrura.
¿Una nota?
¿Una estirpe?
¿Un falso halago?
¡Un sinfín de crueles descaros!
Pero todo gira en torno
a uno mismo
y la energía proyectada
en cada curva.
Tu falta de aliento
me inquieta,
el silencio
me inquieta,
quieta
quédate conmigo,
el miedo se invierte
mientras suenan pasos
tras la esquina
miedo
pánico
en todo lo que se avecina.
Balbuceas delirios
muy ciertos
sufriendo
por hechos inconexos,
convexos
y deshidratados
cubiertos por camisas roídas.
¿Quién tiene tiempo
en su reloj de arena
sin gramos?
¿Quién tiene
miedo
al odio
en dardos aclimatados?
Odio
amor
amoral
disociado
nihilismo ilustrado,
las palabras sin intención
no dicen nada,
y yo ya no soy nada
pero no por tí,
sino por la nada.
Seguro dormirás
mejor
sin mí
en tu cama.


 Emociones tóxicas

En las marrones tardes de otoño
vagaré por las callejas
hundido en un sombrero
protegido por mi capa,
negociaré con la gente menuda
pizpireto y sonriente
robaré alguna manzana
y me podrás ver
tras el humo y la masa.
Hablaré con los troncos
de los árboles sin pensar
en porqué me estafaste
cuándo sólo quería amar.
Y silbaré al vuelo de tu falda
sin un ápice de vergüenza,
estaré sentado en aquél banco
mientras alguien se descarga
mi alma
al otro lado del globo.