martes, 11 de marzo de 2014

Un día con Piscis


Suena el despertador. 7:30 am. Vuelvo a cerrar los ojos.
Abro los ojos. 7:45 am.
Mi gata tiene hambre.
Cojo el móvil y leo que Schumacher seguramente salga del coma en el que está.
Pienso que me tengo q lavar el pelo.
Salto de la cama.
Me pongo Queens of the Stone age a un volumen supersónico.
Observo a la gente en el metro.
Doy los buenos días a mis bailarinas.
Me bebo un súper zumo de naranja natural rodeada de extraños.
Mail. Whatssap. Llamada.
Radio Olé todo el puto día sonando en el móvil de un pintor.
Adivino una contraseña sin querer. Hacker friendly.
Me como un salmorejo.
Me bebo 2 litros de agua.
Fumo.
Calculo los días que quedan para cumplir 31.
Me deprimo pero no.
Pienso que sin bailar no tengo equilibrio alguno.
Suspiro.
Me encuentro con Inés.
Miro el cielo de colores.
Sólo me apetece comer cosas con muchas “E”
Mi padre me hace el control diario por teléfono y recuerdo la peli de Gran Torino porque soy una borde cuando estoy cansada o agobiada.
Termino mi artículo para Antonia.
Invoco a Mary Poppins frente a mi espejo diciendo su nombre 3 veces, pero no viene a limpiar mi casa.
Me pego un baile frente al espejo.
Quiero helado.
Leo y escribo a la vez.
Escucho mis videos de relajación.
Igual mañana debería….zzzZZZzzZZZZ

::::::::::::::::::::::::::

Deslízate





No hay comentarios:

Publicar un comentario